El caos en torno al Brexit se ha vuelto insostenible el mismo día en que la primera ministra británica

El caos en torno al Brexit se ha vuelto insostenible el mismo día en que la primera ministra británica, Theresa May, viaja a Bruselas para volver a reunirse con Jean-Claude Juncker, presidente de la Comisión Europea (CE).

Y es que, desde que saliera a la luz que siete miembros del partido laborista han dimitido y han anunciado que formarán un partido denominado Grupo Independiente, con el objetivo de atraer a parlamentarios de otros partidos, además del laborista, todo se está volviendo en contra de May. Un nuevo golpe para la primera ministra, que ya de por sí cuenta con un gobierno minoritario.

De hecho, muchas voces apuntan a que algunos parlamentarios ‘tories’ podrían unirse al nuevo Grupo Independiente.

A todo esto se suma la especulación en torno a destino de la política conservadora Anna Soubry, después de que haya eliminado un eslogan del Partido Conservador de su perfil de redes sociales.

Por su parte, Richard Harrington, ministro de Energía e Industria, ha asegurado que el Parlamento tomará el control si May no consigue un acuerdo.



Agregue un comentario

You have not selected any currencies to display